domingo, 12 de septiembre de 2010

La fabricación de la Placa Alveolar

La fabricación de la Placa Alveolar exige unas importantes instalaciones que están constituidas por:
  • Pista de gran longitud, superior a 100 m, en cuyos extremos existen unas fuertes bancadas, firmemente fijadas al terreno, capaces de soportar las enormes fuerzas transmitidas por el gran numero de tendones que a ellas se anclan. La superficie de estas pistas puede ser metálica o de otro material adecuado
  • Carriles longitudinales sobre las pistas, formando vías sobre las que rodarán las máquinas.
  • Máquinas específicas cuyos encofrados dan forma a las placas con sus alveolos. Estas máquinas van provistas de una tolva por la que reciben el hormigón, vibradores, y otros elementos auxiliares.
  • Una gran central de hormigonado, totalmente automatizada, con silos para el cemento y los diferentes áridos Esta central se encarga de la fabricación del hormigón.
  • Cintas transportadoras y puentes grúas, que conducen el hormigón hasta donde se encuentre, en cualquier momento, la tolva de cada máquina ponedora, de modo que ésta tenga siempre asegurada su alimentación.
  • Bobinas con los diferentes diámetros habitualmente utilizados en armaduras, situadas fuera de pista y en sus extremos.
  • Grupos hidraúlicos de tesado situados detrás de cada una de las bancadas.
  • Carretillas lanzacables que recorren las pistas extendiendo los cables que constituirán la armadura activa de la ALVEOPLACA.
  • Grandes discos de corte que cortan las placas a medida, según el pedido.
  • Carretillas elevadoras y otros medios mecánicos empleados en la retirada de las placas producidas y en su transporte a patio, donde continúa el curado de las placas y donde se almacenan hasta su envío a obra.

No hay comentarios:

Publicar un comentario